Saltar al contenido
MejorPlanta

Cactus Asiento de la Suegra

El cactus asiento de la suegra echinocactus Grusonii es popular por sus pinchos, que se extienden por toda su superficie esférica, por lo que son conocidos como “asiento de suegra”. Su forma es notoria y característica, ya que este cactus va creciendo hasta formar una esfera perfecta cubierta de pinchos duros y largos.

  • asiento de suegra

Cactus asiento de la suegraPueden crecer hasta medir medio metro y pueden crear conjuntos decorativos hermosos si los agrupamos. Suelen cultivarse en zonas mediterráneas, sin peligro de heladas, un gran ejemplo de esto es el jardín de cactus del Huerto del Cura de Elche. Si dispones de una ubicación luminosa o soleada en casa, ¡no lo dudes! Se trata del cactus perfecto para ti, ya que incluso agradecen la atmósfera seca que se crea en los hogares, convirtiéndose en ideales para interiores.Si te gusta , tambien te gustará el cactus san pedro.

 

¿De donde viene?

Aunque no es una planta demasiado exigente, y podemos verla en cualquier parte del mundo; el echinocactus, que cuenta con nada menos que seis especies, es originario del sur de Estados Unidos y, principalmente, de México.

¿Cómo cuidar de mi asiento de suegra?

luz cactus asiento de la suegra

¿Cuánta luz necesita el cactus asiento de la suegra?

Este cactus ama la luz del sol, asegúrate de colocarlo en el sitio más luminoso de tu casa. Así, podrás beneficiarte de toda la belleza que consigue con un desarrollo pleno. Sin embargo, ¡no te fíes del exterior! No debes dejar tu cactus asiento de suegra todo el día bajo el sol directo… podría quemarse irreversiblemente.

 

riego asiento de la suegra

¿Cuánto debo regar el cactus asiento de la suegra?

Si estás algo familiarizado con los cactus sabrás que no les gusta demasiado el agua; de hecho, un exceso de riego puede provocar la muerte rápida de la planta.
Si usas un sustrato adecuado con un buen drenaje, un riego abundante al mes será suficiente para mantener tu cactus saludable.

temperatura cactus asiento de la suegra

Temperatura y humedad adecuadas para el Asiento de la suegra

En esta ocasión, nos encontramos a un cactus sorprendentemente tolerante al frío, llegando a aguantar hasta -4º. Eso sí, su temperatura mínima ideal es de unos 5º y la máxima, unos 25º. En invierno, la planta crecerá mejor si lo dejas en un lugar con un ambiente seco, frente a una ventana.

 

abono cactus asiento de lasuegra

¿Cómo abono y qué sustrato necesita mi cactus asiento e la suegra?

Necesitarás un sustrato con un drenaje muy bueno para mantener a tu cactus asiento de suegra sano. Dado que lo regarás una vez al mes y este riego será bastante abundante, el sustrato debe poder drenar progresivamente ese excedente de agua (sin producir encharcamientos y pudriciones).
Los sustratos específicos para cactus no suelen ser demasiado nutritivos, así que lo más recomendable es que, durante los meses cálidos, en primavera y verano, abones tu planta con un abono líquido diluyéndolo en el agua de riego.

trasplante cactus asiento de la suegra

¿En qué época lo trasplantamos?

Puedes respirar tranquilo, al igual que casi todos sus compañeros de especie, es una planta de crecimiento lento: bastará con trasplantarla cada 2 años a una maceta un poco más amplia, para dejar sitio a las raíces.

Consejos si tienes un cactus asiento de la suegra

Intenta no cambiar su orientación ni su sitio, esto podría hacer que tu planta se deformase, ya que crece hacia la luz.

Cuando notes que a tu cactus asiento de suegra se le acumula polvo, coge tu secador de pelo, ponlo a potencia media y en aire frío. Este truco será suficiente para mantener tu planta limpia si lo haces una vez al mes.

Para la multiplicación de tu cactus asiento de la suegra, lo más común es hacer uso de semillas, pero no te preocupes, germinan en tan solo una semana. Cuanto más recientes sean las semillas, más posible será que triunfes en el cultivo de tu nuevo cactus. También puedes aprovechar los nuevos brotes de la planta, plantándolos en una maceta individual con el sustrato adecuado.

¿Qué problemas pueden surgir a mi cactus asiento de suegra?

Las raíces de las crasas necesitan respirar al mismo nivel que nosotros, así que debes vetar el exceso de agua para siempre, es el punto débil de los cactus.
El segundo enemigo más común del cactus asiento de suegra es la cochinilla, a la que le encantan las crasas. Si la plaga no se vuelve demasiado intensa, podrás eliminarlo con un buen insecticida específico, o con jabón potásico diluido en agua. Sucede lo mismo con el cactus piedra lithops.

Curiosidades del Asiento de la suegra

Si eres un tanto despistado con el mundo de las plantas o no tienes tiempo para dedicar a sus cuidados, ¡el cactus asiento de suegra es tu elección idónea! Es una planta muy resistente y adaptable, solo tendrás que ponerte una alarma mensual para regarla.
Solamente florece en verano, cuando la planta es adulta; aunque teniendo en cuenta que puede vivir hasta un siglo, podremos ver muchas floraciones de este cactus. Preciosas pero efímeras, sus flores son amarillas y de un tamaño bastante pequeño, se marchitan a los tres días de nacer.